30 abr. 2013

Magdalenas de Chocolate

No hay nada que le guste más a mi sobrina Rocío que el chocolate…así que el otro día me decidí y le hice unas magdalenas de chocolate. La receta la saqué de uno de los sobres de levadura de Mercadona.


Ingredientes (para 24 magdalenas)
150 gr de chocolate puro
90 gr de mantequilla
250 gr de harina
30 gr de chocolate puro en polvo
2/3 de un sobre de levadura
Una pizca de sal
Una cucharadita de bicarbonato
2 huevos
175 gr de azúcar
250 ml de leche

Primero se funde el chocolate con la mantequilla en el microondas. Para ello, se pone el microondas 30 sg, se para y se remueve, se vuelve a encender otros 30 sg; se para y se remueve…y así hasta que el chocolate esté fundido.

Se mezcla la harina, el chocolate en polvo, la levadura, el bicarbonato y la sal y se tamiza bien.

Por otro lado se baten los huevos con el azúcar hasta que tenga un aspecto espumoso. A esta mezcla, se le añade poco el poco el chocolate fundido. A continuación, se añade la harina de golpe y se empieza a mezclar bien, a la vez que se va añadiendo la leche poco a poco.

La verdad es que quedó una mezcla súper gustosa, tipo mousse. Se llenan las cápsulas hasta los 2/3 tercios y se hornean a 180º hasta que estén hechas.

A algunas les puse gotas de chocolate mezcladas con la masa y en la parte de arriba, y otras las dejé sólo con la masa.

Quedaron riquísimas, y seguro que repetiré experiencia.

Mañana fiesta…qué bien!!! Espero que disfrutéis mucho del día y para los que estáis en Madrid, ojalá tengáis súper-puente. Yo tengo plan...ya os contaré! Como voy bien de mi operación y encima hoy me han confirmado que los resultados son buenos, mañana lo vamos a celebrar. Pero eso sí, en plan tranquilito...que todavía estoy con los puntos!

Un beso muy-muy fuerte!!!!

Natalia

24 abr. 2013

Galletas de Pollitos

Esta semana me vais a tener que perdonar que haga una entrada cortita. Estoy convaleciente de una pequeña intervención, y aunque todo ha salido bien y los médicos han sido un encanto (unido a los mimos que estoy recibiendo de todos los que me rodean…), estoy un poco más flojita.


Pero como no quiero que os olvidéis de mi, os traigo unas galletas que hice hace unos días con mis sobrinas. Las esponjitas las compré en Nueva York (junto con las otras de conejitos que ya utilicé en otra entrada). Mi sobrina Rocío tuvo la idea de hacerlas sencillas: simplemente con un nido alrededor. Y luego se las llevaron y se las devoraron!!


Así que aquí os las dejo. Y me marcho por ahora; pero prometo que en cuanto me recupere un poco más, volveré con nueva entrada. 

Un beso muy fuerte!!!


Natalia 

16 abr. 2013

Bundt de Naranja y Chocolate


Ya sabéis lo mucho que me gusta hacer bundts: están riquísimos, se hacen muy rápido y son muy lucidos para las reuniones con amigos.


Éste lo hice hace un tiempo con una combinación de sabores que me encanta: la de chocolate negro con naranja.

La receta que utilicé para la masa es diferente a la que suelo utilizar para el bundt de limón: ésta lleva mantequilla en lugar de nata. El resultado es una masa más compacta que la de nata, y oye…la cosa está un poco en el gusto de cada uno! Hay gente a la que le gusta más el sabor y la consistencia de las masas ricas en mantequilla. Así que, una buena alternativa en todo caso.


Los ingredientes que utilicé esta vez fueron:

4 huevos
300 gr de azúcar
250 gr de mantequilla
300 gr de harina
2 cucharaditas de levadura
Una pizca de sal
150 ml de leche
Ralladura y zumo de naranja
40 gr de chocolate puro en polvo
50 ml de agua

Se disuelve el chocolate en el agua. En un cuenco aparte, se bate bien la mantequilla con el azúcar. Una vez esté bien mezclado, se añaden las yemas batidas poco a poco hasta que se incorporen bien.

Por otro lado se levantan las claras a punto de nieve y se tamiza la mezcla de harina, levadura y sal.  Se añade un tercio de la harina a la mantequilla con azúcar; luego se echa un tercio de la leche, alternando la harina con la leche.

Por último de incorporan las claras a punto de nieve en tres tandas también. Se separa la masa en dos partes; a una de las partes se le echa la ralladura y el zumo de naranja y a la otra el chocolate el disuelto en agua. 

Se engrasa el molde para bundt y se echan las dos masas alternado los dos sabores y dejando que se mezclen.



Se hornea a unos 180º hasta que esté hecho. Desde luego que quedó vistoso…no os parece?


Pues ya sabéis, animaos a hacerlo. Seguro que triunfáis!

Besos,

Natalia 

7 abr. 2013

Pão de Deus


Vuelvo con otro dulce Portugués. La repostería Portuguesa es exquisita, y si ya he compartido con vosotros en el pasado recetas como la del bolo de arroz o la sericaia, hoy traigo otro bollo que está de muerte. Es el “Pão de Deus”.


Es una especie de bollo suizo pero con coco por encima; fundamental que os guste el coco tanto o más que a mi! (que ya es decir).

No es nada complicado, pero es de esas recetas que hay que hacer con tiempo y cariño. Mi primer intento (el pasado fin de semana) fue fallido….y acabaron todos en la basura (quedaron duros como una piedra!). Y es que los hice con prisa y sin cumplir los tiempos de levado recomendados.

Pero esta vez, si que me han salido. Anoche lo tomamos recién hecho, y bueno, el sabor y la textura eran impresionantes.

La receta la he sacado de Internet, de la página “Saborintenso”, pero he modificado la manera de hacerlo.

Ingredientes (para 6 bollos)
250 gr  de harina de fuerza
50 gr de mantequilla a temperatura ambiente
75 gr de azúcar
1 huevo
15 gr de levadura fresca
50 ml de leche templada
Ralladura de naranja

Para la cobertura de coco:
1 huevo
1 cucharada de leche
50 gr de coco
2 cucharadas de azúcar
Azúcar glas para espolvorear al final


Lo primero que hay que hacer es una bola con la leche caliente, un poco de harina y la levadura desmigada. Se deja esa bola en un cuenco con agua caliente. Crecerá hasta duplicar su tamaño en unos 10 minutos.

Para hacer estos bollos he utilizado la amasadora de Lidl. Me encanta!! Es la de 25 euros. En la amasadora se mezcla la mantequilla con el azúcar, luego se añade la harina tamizada, la ralladura de naranja, el huevo batido y por último la bola de levadura. Se amasa todo bien y se deja en un cuenco tapado con un paño de cocina limpio y en un sitio calentito. Cuando la masa haya doblado su tamaño, se vuelve a amasar y se le da la forma de los bollitos (como si fueran suizos). Se dejan tapados con el paño otra vez hasta que doblen su tamaño.

Cuando hayan crecido, se untan con huevo batido con cuidado (sin apretar el pincel para que no se bajen). En el cuenco donde tenemos el huevo batido se echa el coco, el azúcar y una cucharada de leche. Se mezcla bien (queda como una masa grumosa por el coco). Con mucho cuidado se pone bastante masa por encima de cada bollito (bueno, a mi es que me encanta el coco…por eso yo aprovecho y pongo mucho!). Se hornean durante unos 25 minutos con el horno a 160º (bueno, en realidad hasta que los veáis hechos).

Se ponen a enfriar sobre una rejilla y cuando estén fríos, se espolvorean con azúcar glas.


Bueno…esto ha sido un descubrimiento para nosotros, porque siempre que íbamos a Lisboa nos volvíamos con algunos Pão de Deus y otros tantos bolos de arroz que congelábamos para tomarlos de vez en cuando en el desayuno. Ahora ya no hace falta esperar a nuestros viajes a Lisboa para disfrutarlos (aunque seguiremos yendo, sin duda!). 

Mañana Lunes….mucho ánimo para esta semana! Yo ya mismito estoy de vuelta…

Besos y hasta mi vuelta!

Natalia 

1 abr. 2013

Galletas-Conejo de Pascua


Cómo pasa el tiempo….ya se ha ido la Semana Santa. Espero que hayáis disfrutado de estos días. Yo sí que lo he hecho: he tenido mi parte de procesiones (que me encantan, tengo que reconocerlo) y parte de relax. Ya hoy he vuelto a la rutina del trabajo, pero no me quejo, que hoy en día es un lujo esto de tener trabajo.

Eso sí: antes de que se terminara “oficialmente” la Semana Santa, hice unas galletas con mis sobrinas para celebrar estas fiestas. Y las hemos hecho muy sencillitas, pero mirad qué lucidas.


Los conejos son de marshmallow (vamos, de las esponjitas de toda la vida). Los compré en Nueva York y desde que volví he estado esperando a hacer galletas con ellos. La idea del césped se le ha ocurrido a mis sobrinas, y a mi me ha parecido estupenda. Hemos hecho glasa verde más compacta y utilizado la boquilla wilton 233.


Me lo he pasado genial haciéndolas: es un lujazo pasar estos ratos con mis niñas!

Bueno, os dejo por ahora. Espero sorprenderos con la siguiente entrada; a ver si me sale lo que quiero hacer. Este fin de semana lo intenté…y fallé. Así que el fin de semana repito intento!

Un beso grande,

Natalia